La Historia investiga, analiza y registra el pasado del hombre. Los acontecimientos ocurridos, sus causas, su desarrollo geográfico, social y las consecuencias de los mismos. Que nos sirve de base para la comprensión del presente. Al hablar del pasado del hombre entendemos que todas las acciones, pensamientos y obras cuya trascendencia modificó, alteró o impulsó un proceso social.

13 de octubre de 2008

GEOGRAFÍA DE GRECIA

. 13 de octubre de 2008

Tomado de: Historia Antigua y Medieval,
José C. Ibañez, pp. 91-93

Situación Geográfica

Grecia se encuentra situada en la zona oriental del Mar Mediterráneo, en el extremo de la península de los Balcanes.

La antigua Grecia, comprendía dos regiones principales: la continental (formada por la Hélade y el Peloponeso) y la insular.

a) La Grecia continental limitaba al norte -según el geógrafo Estrabón- con una línea imaginaria trazada entre el golfo de Ambracia y el monte Olimpo. El territorio de la Hélade termina al sur, en el istmo de Corinto, estrecho cordón rocoso que lo une a una península, el Peloponeso (isla de Pélope); esta se interna en el Mar Mediterráneo, con la forma semejante a una mano abierta. La Grecia continental limita al este con el mar Egeo y al oeste con el mar Jónico.

El país es pequeño, pues mide 400 kilómetros de largo por 200 de ancho; el territorio es muy accidentado. Altas cadenas de montañas cruzan el suelo en distintas direcciones; de norte a sur se encuentra el Pindo que divide a Grecia en dos vertientes; la oriental erizada de macizos, que dejan entre sí amplios valles, los que descienden hasta el mar y terminan en costas muy irregulares, que favorecen el refugio de las embarcaciones. La occidental sólo posee estrechos valles, sin salida al Jónico, cuyas costas no permiten la formación de puertos naturales.

De esta manera, el país quedaba dividido por la propia naturaleza, en diversos cantones aislados, cuyos habitantes -amantes de la vida independiente- vivían en constante asecho, temerosos de sus vecinos.

Los picos más importantes del Pindo son: el Olimpo, donde según la creencia popular, residían los dioses, el Helicón, destinado a las musas, y el Parnaso, montaña de Apolo.


Entre las distintas regiones que formaron la Grecia continental se hallaban Tesalia, Etolia y Beocia. Por su trascendencia histórica se distingue la península del Ática con su capital Atenas.

La región central del Peloponeso la ocupa una gran llanura llamada Arcadia. Al sur se levantan nuevas cadenas de montañas, cuyo pico más alto es el Taigeto; al este -en medio de un valle cruzado por el río Eurotas- estaba la Laconia, con su capital Esparta.

b) Grecia insular. Las montañas se prolongan bajo las aguas y emergen formando gran cantidad de islas que, observadas a lo lejos, bajo los rayos del sol, semejan bloques de mármol flotando sobre las cristalinas aguas del mar.

En el Egeo y al norte del Ática se encuentra la gran isla de Eubea; más al sur, el archipiélago de la Cícladas, entre cuyas islas mencionaremos: Delos, conocida por el santuario de Apolo, Naxos, donde abundaban los naranjos, y Paros, famosa por sus mármoles. Al este pueden observarse las Espóradas (esparcidas) y muy próxima al Asia, la isla de Rodas.

En el mar Jónico -al oeste de la Gracia continental- se hallaban, entre otras, las islas de Corcira e Ítaca, y al sur del Peloponeso, la de Citerea.

Clima

El clima de Grecia es, en general, templado, pues los calores del verano son atenuados por la fresca brisa del mar, y el invierno no es muy riguroso. De junio hasta agosto, sopla el bóreo o viento del norte, que despeja las nubes y permite brillar el sol; a fines de agosto se levanta el céfiro, que origina tormentas breves, acompañadas por lluvias copiosas que anegan los valles.

Sin embargo, las precipitaciones no duran mucho, porque aclara rápidamente y a las pocas horas el cielo se presenta límpido y puro. La mayor parte del año puede respirarse un aire perfumado, que unido a la transparencia de la atmósfera y a la temperatura agradable, hacen grata la vida al aire libre.

Geografía Económica

Las producciones del país eran escasas. El cultivo requería muchos esfuerzos: se cosechaban la vid, el olivo y el trigo. Este último en cantidad insuficiente para satisfacer el consumo, por esto debían importarlo. Además se dedicaron a ala cría de cabras y ovejas, de las que obtenían carne, leche y lana. La apicultura y la pesca compensaban los escasos rendimientos de la tierra.

El subsuelo produjo material de construcción, especialmente mármol blanco y piedras calizas. En las regiones montañosas se extraía plata -metal con que acuñaban sus monedas-, oro, cobre y plomo, aunque no en forma abundante.
Información Proporcionada por el Profesor Germán Alejandro
Clase Historia Antigua Universidad del Turabo Puerto Rico.
Semestre: Agosto-Diciembre 2008

1 comentarios:

torres dijo...

guaaaaaaauuuuuuuuu!!!!!!!!!

Publicar un comentario

Aqui puedes formular tus comentarios.

 

Bibliotecas Virtuales

Registro

IBSN: Internet Blog Serial Number 317-5454-08-3

Webs amigas


src="http://i50.tinypic.com/igye6v.jpg" />

Seguidores